Una docente denunció que fue despedida por estar embarazada

Una docente venadense del Centro Agrotécnico Regional denunció que fue expulsada de ese establecimiento educativo una vez que se enteraron que estaba embarazada.

Además quedó al descubierto que ejercía su función bajo la modalidad de contrato cuando esa figura no está contemplada para los docentes privados, según indicaron referentes gremiales, quienes también manifestaron que se habría registrado ya hace un tiempo un caso similar en esta reconocida institución escolar del sur santafesino.

El secretario gremial de la seccional Rosario del Sindicato Argentino de Docentes Privados, Gustavo Monduzzi, resaltó que la educadora fue despedida tras informar que estaba cursando un embarazo. “Entendemos que esto es un despido discriminatorio”, sostuvo el dirigente gremial para luego revelar que el representante legal del CAR le manifestó a la docente, identificada como Rocío, que tenía un contrato laboral, algo que, sin embargo, “no existe” en las escuelas privadas, aclaró.

En esa misma línea explicó que a la trabajadora cesanteada le enviaron “una carta documento el 8 de noviembre, se presenta a trabajar el lunes 11 porque todavía no le había llegado a su casa, y se entera por su madre de que había sido despedida, por lo que se pone en contacto con el representante legal del colegio y este le dice que mande un telegrama con su renuncia para que no le queden manchas en su legajo; lo que no tiene validez porque ya había sido despedida”.

Desde Sadop se denunció que la docente recibía “más de la mitad del sueldo en negro”, ademas de acusar al CAR de impedir ingresar al colegio para realizar una inspección y que otra trabajadora docente ya habría sido despedida por una situación similar.

El gremio repudió lo sucedido y anunció que exigirá la restitución de la docente a su lugar de trabajo y hasta no descarta pedir la remoción del representante legal del establecimiento escolar.

El caso impactó a la sociedad y no tardó en generar opiniones y cuestionamientos, especialmente a través de las redes sociales.

Aunque no fue confirmado, trascendió que la delegación local del Ministerio de Trabajo convocaría para el viernes a una audiencia de conciliación para intentar un acercamiento entre las partes.

Monduzzi indicó que a Rocío “la despiden dos días después de presentar un certificado médico de embarazo”, al tiempo que aseguró que “vamos a ir hasta las últimas consecuencias para que la compañera sea restituida en el colegio o bien sea indemnizada como plantea la ley”

Otras Noticias