Trabajadores se manifestaron por el cierre de la empresa Tunin

Los propietarios de la fábrica de juegos Tunin, radicada en Elortondo, decidieron cerrar sus puertas; y a su vez, pretenden pagar el cincuenta por ciento de la indemnización a sus empleados. Por tal motivo, los trabajadores realizaron una protesta en el frente de la empresa que incluyó quema de neumáticos.
Al lugar llegó el móvil de TDC Noticias, a través el cual, los empleados manifestaron su descontento con la decisión tomada, y la poca voluntad de los dueños de concretar un acuerdo.
“Esto es un trago amargo inesperado. Los empleados fueron citados por el dueño Abel Ortolani, en un estudio jurídico para tener una charla, y ahí les dijo que no quiere tener más la empresa abierta”, expresó el representante de la UOM Firmat, Cristian Romero.
El gremialista señaló que la fábrica “venía trabajando normalmente”, por eso, la determinación causó asombro entre los trabajadores y sus familias, que no recibieron una oferta de pago del sueldo y aguinaldo atrasados, y el dueño pretende pagar la mitad de la indemnización correspondiente.
“El dueño no tira ningún tipo de propuesta, por eso, en asamblea, los trabajadores decidieron hacer esta manifestación, y solicitaron una audiencia en el Ministerio de Trabajo esta mañana, a la cual no se presentó Abel Ortolani, sino que mandó a una abogada de Rosario, entonces no se llegó a un acuerdo. Pero desde el Ministerio dictaron la conciliación obligatoria hasta el 31 de agosto para llegar a un acuerdo”, agregó Romero.
Son nueve los empleados afectados por esta situación, pero la secretaria, un camionero, y otro empleado aceptaron la propuesta de indemnización.
Ricardo es uno de los operarios que trabaja en Tunin desde 2011, y en medio de la protesta contó que se enteraron del cierre de la empresa “de un día para el otro”.
“Hay un gran descuido hacia el personal porque hicimos un gran sacrificio para que la fábrica siga en pie. Se estaba trabajando a una marcha acorde a la situación del país, a veces al máximo y otras el mínimo, pero se estaba trabajando”, consideró Ricardo.
“Aceptamos la reducción de horas pero no se pagaba en término, y cada trabajador se endeudaba y no teníamos respuesta del dueño. Nunca esperamos esta situación, lamentablemente la ayuda que hicimos por el dueño fue en vano”, añadió.
“Al día de la fecha nos encontramos con cero pesos de sueldo, aguinaldo e indemnización”, subrayó Ricardo, quien afirmó que le propusieron al titular de la firma Tunin buscar una nueva manera de que la misma siga en pie, pero él no lo permitió.

Inicio

TDC en Vivo

Inicio

TDC en Vivo